terça-feira, 14 de dezembro de 2010

Navidad más amarga: Hay falta de azúcar en el mercado.







En la Navidad se come muchos dulces  pero este año puede tener un sabor más amargo.

Hay supermercados que ya están racionando la venta de azúcar, están limitando los kilos comprados por cliente.

Me di cuenta de lo que estaba ocurriendo cuando estaba llegando al Café, encontré una amiga que estaba furiosa, porque iba a comenzar hacer algunos dulces y solo le vendieron dos kilos de azúcar. Yo desconocía lo que estaba pasando porque casi no lo utilizo.

Cuando entramos en el café nos dimos cuenta que había más gente indignada, entre ellos, el gerente del Café. También le estaban racionando los paquetitos de azúcar.

Nos sentamos tomando nuestro café y al abrir el periódico pude leer que la falta de azúcar se debió a que el precio del azúcar en los mercados internacionales disparó en el mes pasado lo que está complicando la vida a los productores, a los vendedores y parece que puede venir a complicar también a los consumidores.

Dicen que hay falta de rama de caña de azúcar en el mercado internacional. Si la materia prima está más cara, aumenta el costo de las exportaciones de Brasil para la Unión Europea, por ejemplo.

El “Hombre del café” había llegado, me vino a saludar y me llamó la atención para la noticia de ultima hora que estaba pasando en la tele, en que los distribuidores aseguran que la situación estará normalizada hasta el final de la semana.

Todos los dulces de Navidad llevan mucho azúcar y entonces los dulces conventuales portugueses son, el azúcar y las yemas de huevo, dos productos esenciales para su elaboración.

Mi  amiga quedó un poco más tranquila y pudimos  conversar de otros asuntos.

Ella me dio una receta deliciosa de un postre que por señal no lleva azúcar…lleva leche condensada. Me acordé ahora que ella me dijo que en el final se echa dulce de huevos por encima que es hecho solo con 100 grs. de azúcar y yemas.

Bueno, esperemos que no haya problema.


Fatias douradas




Seguidores

tiempo

.

tempo

amigas